Ayer recibí una noticia triste

Ayer Recibí Una Noticia Triste de una Amiga - Ignacio Isusi

De esas que cuando las escuchas, sientes que el corazón se te rompe porque tienes mucha pena.

Una amiga mía, me dejó un mensaje en mi whatsapp. Me trasladaba con voz entrecortada que tenía un cáncer de pulmón con metástasis en huesos, -mortal- precisó. Luego me dijo que le daba mucha pena que no estuviéramos cerca porque piensa que yo le podía ayudar. Se despide diciéndome “te quiero mucho”.

No sé bien la razón por la que te cuento algo tan íntimo. Creo que tengo la necesidad de mostrarme vulnerable y frágil. Reconozco que mientras te escribo, lloro.

Ayer Recibí Una Noticia Triste de una Amiga - Ignacio Isusi

En ese instante, me sentí impotente porque hubiera deseado poder abrazar a mi amiga, besarla y decirle en persona -yo también te quiero mucho-, pero estamos lejos. Debo organizarme para ir a darle un abrazo.

A ti que me lees ahora, solo decirte que aproveches bien tu tiempo. No te quejes por tonterías. – Ya que no podemos dar más días a nuestra vida, no le quitemos vida a cada día – diría mi amigo Luis.

Ayer Recibí Una Noticia Triste de una Amiga - Ignacio Isusi

Si quieres estar al tanto de mis reflexiones, sígueme en estas redes:

Te puede interesar

Hoy solo un mensaje breve para dar las GRACIAS a todas las personas que habéis podido venir a vernos al emblemático teatro 8 de
Ayer acudí como cada mañana a la cita puntual con mis plantas de tomates, pimientos, hierba buena y albahaca. Como cada día, las riego
Ayer bajé a la playa a darme un baño. El agua del mar restaura mi ánimo siempre que está alicaído. Y si está en
Hoy en mi paseo matutino continúo con una reflexión sobre el juego y lo importante que es divertirse, también a edades adultas. Y como
Me despierto y caigo en la cuenta en que, ahora que me voy acercando a los cincuenta tacos, busco integrar más momentos de juego

¿Tienes una pregunta?

Si tienes interés en conocer mi opinión respecto de alguna pregunta de
ámbito profesional o personal que quieras hacerme, te ofrezco mi tiempo y
mi persona. Y desde luego, una respuesta, si la tengo.