Una anécdota simpática

Una Anécdota simpática: la amabilidad - Ignacio Isusi

Anoche llegué muy cansado a la habitación del hotel en Panamá, después de una intensa jornada de trabajo con un cliente. Entré en el cuarto de baño y respiré aliviado al encontrarme para mi alegre sorpresa, la ropa de hacer deporte tendida sobre la ducha ?. Te aseguro que meter ropa mojada en una maleta es como sumergir toda la maleta en la bañera ?.

Yo la había lavado por la mañana y con las prisas me había olvidado de ponerla a secar.

Pensé en la amabilidad de quien la tendió y recordé que antes de abandonar la habitación, dejé en mi mesilla algo de dinero de propina a la persona de la limpieza, acompañada de esta nota que procuro dejar siempre que dice así: “Muchas gracias por su trabajo y por su tiempo. Disfrute del día”.

Yo creo que cuando cuidamos a los demás, con nuestro reconocimiento a su trabajo por ingrato que sea, y dando las gracias, todo suele fluir de maravilla. Bueno a mí al menos me pasa esto.

Disfruta del día.

Si quieres estar al tanto de mis reflexiones, sígueme en estas redes:

Te puede interesar

Ayer fui testigo en la playa, de una de esas escenas de película, en la que alguien gritaba “¡tiburón! ¡tiburón!”, mientras los bañistas que
Paseaba ahora mismo por este camino y he recordado que un día apredí que para que en la vida haya luz, tiene que haber
A mis casi 50 años 🙈, hace unos minutos, acabo de grabar el primer casting de mi vida para una serie de un canal
Al verla ahora marchitándose, he sentido la necesidad de tomarla en mi mano. Ya en mi palma, le he susurrado; “cuántas veces en mi
Hoy cumple mi hija mayor 21 años. Se llama Cristina. En el desayuno cada uno le ha entregado su regalo. Nos hemos reído mucho porque

¿Tienes una pregunta?

Si tienes interés en conocer mi opinión respecto de alguna pregunta de ámbito profesional o personal que quieras hacerme, te ofrezco mi tiempo y mi persona. Y desde luego, una respuesta, si la tengo.