Perdí la novela que estaba escribiendo (era un Best Seller)

Hace aproximadamente dos años, perdí una novela que estaba escribiendo. La culpa fue de mi torpeza tecnológica. Casualidades de la vida, apenas unos días antes, mi mujer me había sugerido con todo el respeto y la educación que ella siempre lleva consigo, invertir menos tiempo en esta ocupación y más en la que nos permite pagar nuestras facturas. Así que abandoné el proyecto, convencido de que era lo más sensato, al menos en aquel momento.

Confieso que yo estaba convencido de que sería un Best Seller (creo que todos los escritores piensan esto de sus obras). Lo sigo creyendo. Hay muchas personas que me dicen que tengo ¨madera de escritor¨. Esto me tensa un poco y quizás me ¿frustra? ¿Hay por esta red algún editor, sponsor, inversor que quiera jugársela y apostar por mi talento oculto para el gran público? Es la única manera que encuentro de convencer a mi mujer (es broma).

Cree que duerme con un soñador, y no con un prestigioso escritor (también es broma). Ayer me registré en una página de esas que subes artículos y te pagan según las visualizaciones y likes. Esta mañana igual que un niño pequeño, he abierto la página. Solo había un like: el de mi mujer.  Gracias cariño. Eres la mejor.

Si quieres estar al tanto de mis reflexiones, sígueme en estas redes:

Te puede interesar

Hoy hace diez años que mi madre falleció víctima del cáncer con 63 años. Durante mucho tiempo he tenido el privilegio de poder
Hoy solo un mensaje breve para dar las GRACIAS a todas las personas que habéis podido venir a vernos al emblemático teatro 8 de
Ayer acudí como cada mañana a la cita puntual con mis plantas de tomates, pimientos, hierba buena y albahaca. Como cada día, las riego
Ayer bajé a la playa a darme un baño. El agua del mar restaura mi ánimo siempre que está alicaído. Y si está en
Hoy en mi paseo matutino continúo con una reflexión sobre el juego y lo importante que es divertirse, también a edades adultas. Y como

¿Tienes una pregunta?

Si tienes interés en conocer mi opinión respecto de alguna pregunta de
ámbito profesional o personal que quieras hacerme, te ofrezco mi tiempo y
mi persona. Y desde luego, una respuesta, si la tengo.