Arriesgarse a ser buena persona

Si yo fuera el dueño de Linkedin potenciaría todas aquellas publicaciones que inspiran a los profesionales que paseamos por esta red, a que seamos mejores personas. ¡Que ya está bien de tanta maldad en el mundo y obsesión por presumir, el poder y el dinero!

Como solo soy un usuario, pido a quien me quiera escuchar, que con motivo de estas fechas navideñas, considere lo que digo y ojalá se potencien los posts que transmiten los mejores valores. Esos que nos hacen crecer. Por lo menos, estos días navideños.

Con un poco de suerte, más de uno aprende y le da por arriesgarse a ser buena persona, al menos hasta el 6 de enero (que por cierto, es el día de mi cumple).

Yo de momento, te deseo (como me dijo un amigo), Feliz Navidad, y que 2020 te traiga todo lo mucho y bueno que te mereces, multiplicado por la grandeza de tu corazón. (¡qué bonito!)?

Y mientras te escribo y contemplo la buena energía de las olas de este mar precioso, sigo sin saber qué regalar a mi mujer para reyes ??‍♂️.

¡Un abrazo afectuoso! Disfruta del día.

Si quieres estar al tanto de mis reflexiones, sígueme en estas redes:

Te puede interesar

Quiero daros las gracias a todos por vuestro apoyo en esta nueva faceta profesional como actor que he iniciado en Estados Unidos.
Todas las mañanas lo primero que hago al despertarme y abrir mis ojos es: “Dar gracias a la vida”.
Siempre he pensado que me siento privilegiado de tener una profesión que me apasiona tanto que no quisiera jubilarme nunca. ¿Por qué debiera hacerlo
Nuestro estado de ánimo tiene muchas maneras de mostrarse. Una de ellas es la voz. El timbre de voz o la manera que tenemos
En mi paseo de hoy, reflexiono sobre la amistad y la posibilidad de retirar la condición de amigo a alguien que lo fue.

¿Tienes una pregunta?

Si tienes interés en conocer mi opinión respecto de alguna pregunta de ámbito profesional o personal que quieras hacerme, te ofrezco mi tiempo y mi persona. Y desde luego, una respuesta, si la tengo.