Anuncio por palabras de toda la vida ¿te acuerdas?

Follow me / Sígueme - Ignacio Isusi

«FOLLOW ME» / SÍGUEME EN:

Si te interesan las reflexiones sobre lo humano, el éxito, el fracaso, el crecimiento profesional y personal, y el Amor, entonces soy la persona que buscas.

Además, soy divertido, simpático, educado, creativo, genial, me gusta conmover, cocinar, el deporte, la música clásica y la otra, el cine y el teatro, y mucho más.

Pero sobre todo, me apasionan las personas auténticas, de buen corazón y con los mejores valores. Que ya estoy cansadito de las malas personas.

¿Soy a quien estás buscando? Pues entra en mi perfil y haz clic en “SEGUIR”.

Te advierto que mi ego, a estas alturas de mi existencia, está inmunizado. Así que no tengas reparo alguno en dar “like”, “comentar,” “compartir”…

Bueno, a veces, cuando alcanzo los 2000 likes, lo tengo que volver a poner en su sitio y resetearlo. Es muy humano, demasiado humano.

Si tuviera a los asesores de comunicación y redes más renombrados del mundo, me machacarían por escribir este post y me echarían como cliente 😂

Pero como me dijo una vez comiendo una hamburguesa espectacular, en un lugar vulgar de Miami Beach, alguien a quien considero. -Ignacio debes publicar lo que más te apetezca- bueno, lo dijo de manera castiza. 😂

Disfruta del día

Si quieres estar al tanto de mis reflexiones, sígueme en estas redes:

Te puede interesar

Hay quienes piensan que son los “caprichos de unos multimillonarios” que han querido cumplir sus “sueños infantiles”. A mí me parece espectacular lo que
De niño quería brillar. Con diez años soñaba con ser futbolista (¡cómo no!). Era mi gran sueño. Recuerdo que me apasionaba jugar al fútbol.
Cuando ayer vi esta foto, recordé una anécdota que me ha acompañado en mi memoria desde mis diez años.
A lo largo de mi vida siempre he tratado de adaptarme a las nuevas circunstancias que me han sobrevenido. Hay quien dice de mí,

¿Tienes una pregunta?

Si tienes interés en conocer mi opinión respecto de alguna pregunta de
ámbito profesional o personal que quieras hacerme, te ofrezco mi tiempo y
mi persona. Y desde luego, una respuesta, si la tengo.